Las especias y las hierbas aromáticas son dos aliadas en la cocina a la hora de dar sabor y aumentar la calidad nutricional de nuestros platos. Por un lado, nos permiten prescindir de un abuso de sal o del uso de salsas o aliños de mala calidad. Por otra parte, una pequeña cantidad nos aporta fitonutrientes beneficiosos y sustancias con efectos antiinflamatorios, antioxidantes, antisépticos y protectores del organismo. A continuación, os indico las propiedades de las principales especias y hierbas aromáticas.

ESPECIAS:

  • CÚRCUMA. Raíz muy utilizada como uno de los componentes del curry y por sus propiedades medicinales. Potente antiinflamatorio, antioxidante, hepatoprotector y depurador. Podemos usarla de forma fresca o en polvo. Para mejorar su biodisponibilidad es aconsejable combinarla con pimienta negra y con algún tipo de grasa saludable.

Podemos añadirla en las cremas, estofados, salteados o cereales. También se puede usar para hacer un aceite medicinal o añadirla a la leche de coco y tomarnos un cúrcuma latte o leche dorada o incorporarlo a los batidos.

  • JENGIBRE. Raíz utilizada antiguamente de forma terapéutica, posee capacidad para estimular las funciones digestivas, además de tener propiedades antibacterianas, antiinflamatorias. Es útil si tenemos náuseas o vómitos durante los viajes.

Lo podemos usar rallado en pequeñas cantidades en caldos de verduras, en platos de pescado azul, en infusiones o añadirlo a los batidos.

  • CANELA. Tiene propiedades digestivas y una función antibacteriana y antifúngica. Regula la glucemia y aporta sabor a nuestros platos dulces en sustitución del azúcar refinado. Podemos añadirla a yogures, batidos, al porridge (cereales del desayuno), etc. La canela nos ayuda a calentar el organismo y por eso es muy recomendable en invierno.
  • VAINILLA. Utilizada en todo tipo de postres saludables, aporta un excelente sabor y es un buen sustituto del azúcar. Añádela a tus platos dulces y disfruta de su agradable aroma. Tradicionalmente era considerada como un tónico para el cuerpo y el ánimo, además de favorecer el bienestar digestivo.
  • REGALIZ. Digestiva, muy utilizada en infusión y muy útil para subir un poco la presión arterial. Muy útil también en casos de gastritis o úlcera gástrica.
  • COMINO. Digestivo y carminativo (para evitar gases y flatulencias), suele emplearse para la cocción de legumbres y suele añadirse al hummus.
  • AZAFRÁN. Especia con propiedades digestivas, mejora la digestión de las grasas y es un excelente antidepresivo natural. Podemos añadirlo a sopas, guisos, estofados, cereales y legumbres.

HIERBAS AROMÁTICAS:

  • ORÉGANO. Antioxidante y con grandes propiedades antibacterianas. Podemos añadirlo a salsas de tomate casera, pastas o pizzas caseras.
  • TOMILLO. Gran poder antibacteriano, muy útil en sinusitis, rinitis y resfriados. Podemos usarlo en infusiones o añadirlo a nuestros platos de carne, patatas al horno, salteados, verduras, sopas y caldos. Gran aliado para el sistema inmunitario en los meses de invierno.
  • PEREJIL. Alimento muy rico en vitamina C, hierro y calcio y con propiedades diuréticas. Podemos añadirlo picado en arroces, pescados, caldos o combinarlo con ajo y aceite de oliva para hacer un aliño. Muy útil para añadir a legumbres y mejorar así su absorción de hierro no hemo (hierro vegetal, menos absorvible que el animal).
  • ALBAHACA. Antiséptica y antiinflamatoria. Suele utilizarse para hacer salsa pesto aunque podemos añadirla también a nuestras ensaladas.
  • ROMERO. Energético y antiinflamatorio. Podemos añadirlo en carnes al horno, patatas o en panes caseros.
  • HINOJO. Planta con propiedades carminativas, tradicionalmente usado para evitar gases y mejorar las digestiones. Podemos tomarlo como infusión o añadirlo directamente en la cocción de legumbres.
  • LAUREL. Usado en la cocina tradicional, podemos añadirlo en cocciones largas, cocción de legumbres o utilizarlo para hacer un escabeche de pescado.
  • MENTA. Con propiedades refrescantes y digestivas. Aunque tradicionalmente se ha consumido en forma de infusión, podemos incluirla también en cremas de verduras o añadirla a postres saludables.

Gracias a las especias y hierbas aromáticas podemos trasladarnos a otros países con un mismo plato. Solo necesitamos variar los ingredientes. Si queremos dar a nuestro plato un toque mediterráneo, podemos usar el romero, el orégano, el tomillo, la albahaca y el ajo. En cambio, si queremos darle un toque marroquí, usaremos el pimentón, el curry, el perejil y la menta. Para dar un toque indú, optaremos por el curry, la pimienta, el cardamomo y el comino. Y si queremos darle un toque latino, podemos usar el cilantro fresco, la cayena y la lima. Sea como sea, os animamos a tener siempre en vuestra despensa una gran variedad de especias y hierbas.

TAGS : albahaca aromáticas azafrán canela cúrcuma hierbas hinojo jengibre laurel menta orégano perejil regaliza romero tomillo vainilla
POSTED BY Estrella Alba Troya | Oct, 19, 2017 |
  • Ana Rosa Basanta Vidal

    Muy bueno,creo que deberíamos hacer más uso de las hierbas aromáticas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *